martes, noviembre 29, 2005

Me absolverá!

Lo único que siento en mi visita a la Rioja, es que un miembro de la familia enfermara con una colecistitis aguda obstructiva y terminara en el quirófano.

Llevaba ya varios días enfermo, diagnosticado y medicado por gastritis.
En la Rioja estuvo internado la mañana luego de la entrega de diploma, con igual diagnóstico y medicado para ello.

Al llegar a Chilecito terminé siendo enfermera de guardia. Yo le había advertido a mi cuñado que tenía un íleo paralítico y que tanto calmante inyectable podía enmascarar un cuadro quirúrgico, pero yo no podía hacer nada.

No tenía conmigo ni un estetoscopio y estoy predispuesta a atender porque mientras no revalide mi título, eso es ejercicio ilegal de la medicina. Además era la primera vez que los veía y con la familia nunca se sabe como quedar bien.

Mi cuñado médico estuvo de guardia y luego ocupado con más fiestas, hasta que vino a verlo y quedó como un héroe. Hizo todo lo que tenía que hacer como buen galeno, ...y él si desponía de todos los medios y recursos para su internación y traslado.

A pesar de eso a mi me disgustó que no se me tomara en cuenta y luego me hicieran sentir culpable de todo. No se si sucedió todo por despistado que fué o lo hizo a propósito. Fue igual para mí, que me sentí herida en mi orgullo. Ni las gracias me dieron por mi preocupación.

Pero a veces la vida es así y es como me dice alguien a quien le conté el particular: "No te preocupes, si Fidel Castro dijo:....La historia me absolverá.... y sigue ahí, a ti la historia te absolverá doblemente...primero por aguantar tanto al barbudo ...y luego por lo demás"

lunes, noviembre 28, 2005

Noche a lo Barceló.

Nuestro auto se acercaba al predio donde se hacía la entrega de diplomas de dos graduaciones de médicos, kinesiólogos, y otras ramas de la medicina.... y sin darnos tiempo a bajarnos, justo comienza la ceremonia.

Igual mucho no me perdí. Lo sentimos porque quedamos demasiados alejados de la plataforma donde estaban los egresados y no podíamos sacar fotos de calidad. Fue lindo acto. Muy largo, al extremos de que ni egresadas, ni nosotras las invitadas, soportábamos estar de pie un minuto más a puro tacos (tacones).

Había una egresada con un vestido color turquesa, que modeló todo el tiempo para los flash, mostrando sus lindas piernas. La ceremonia no parecía interesarle, pero la publicidad sí.

Hubo discursos que daban risas, con frases hechas y trilladas. Sin nada de emoción en las palabras y con textos que ni ellos mismo se los creen.

Por suerte terminó todo y nos quedamos un poco más para los abrazos entre compañeros y familiares.

Luego cada uno en sus autos nos fuimos a otro lugar donde nos esperaba una cena y un baile.
La verdad que no tengo quejas.

La cena estuvo muy organizada. Nosotros tuvimos un pequeñito percance. Justo el graduado no compró su invitación y nos falta un lugar. Pero nos arreglamos. Igual nosotros no fuimos los únicos, había una parejita de egresado y su amiga que no encontraban nido en ninguna parte. Pobre colorado!


El baile fue muy divertido y la gente genial. Lástima que yo me quedé como una vieja sentada mirando a los demás. Pero les confieso que me moría de ganas de bailar, pero hice buena letra.

Chilecito.

Al otro día partimos rumbo a Chilecito. Una ciudad riojana de donde es realmente la familia de mi pareja.

Ya por el camino se veía pura cordillera y de cerquita. Era un verdadero sueño.

Chilecito resultó ser un lugar encantador, hermoso. En lo particular a mí me gustó más que Rioja Capital... y se podía respirar. Lo disfruté mucho y comí como cerda.

Nos dio tiempo recorrer los alrededores y hasta me traje de recuerdo una pierna toda machucada. Me hice la escaladora y me caí. No imaginan como reían los sobrinitos de mi pareja. Ellos nacieron ahí y son unos indios. Suben esas sierras como cabritos y yo al poco rato estaba más muerta que viva.

sábado, noviembre 26, 2005

Tarde riojana.

En la terminal de ómnibus de Rioja Capital nos esperaba mi suegro, quien nos acompañó hasta la casa, donde estaban el resto de la familia esperándonos. Luego dimos unas vueltas en auto por la ciudad.

Yo estaba impactada desde la mismísima entrada a esta provincia. Es increíble ver esos campos desérticos lleno de cactus y de repente un oasis de viñedos, olivares y duraznos...y luego otra vez esos campos polvorientos, sin vegetación, ni animales visibles, custodiados a sus espaldas por unas imponentes cordilleras.

El centro de la ciudad es hermoso, pero el calor no te deja disfrutar nada. Ese día había 37 ºC y yo creía morir. Todos creían consolarme diciendo que eso no era nada, que ese día se podía respirar, que en verano llegan a tener 45 ºC....a mí que en verano no me esperen!
La verdad no sé que es lo que se podía respirar, porque había mucho viento y tragabas tierra a lo loco. Me ardía la nariz. La presión muy baja. Tenía mi piel cementada de tanto polvo y el pelo duro como paja.


A mediodía mi suegra hizo unas empanadas caseras buenísimas, pero no fue una fuentecita cualquiera, llenó un fuentón. Yo pensé que era una exageración de comida, pero ella sabía lo que hacía , las devoraron en poco tiempo. Durante el almuerzo se comentó lo barata que salió esa carne. Una mis cuñadas acotó en broma que si no se había fijado que era de burro y yo pensando siempre mal, pregunté cual parte del burro nos estábamos comiendo. Desde ese día empanadas no volví a probar.

A la tarde nos fuimos a un hotel para descansar un poco, pero como yo soy como todas las mujeres, no podía dormir pensando que tenía el pelo horrible como para ir esa noche a la entrega de diploma y luego a la cena y fiesta de graduación. Así que a las 16:30 hs me fui a recorrer con la cámara de fotos bajo el brazo y el deseo de encontrar una peluquería. Pués que quieren que diga, como hace tanto calor ningún negocio abre hasta las 18:30 hs. y yo estaba contra reloj porque me pasarían a buscar a las 19:30 hs. Igual, no me fue facil encontrar una peluquería, pero me metí en ella costara lo que costara.

Luego lo de siempre, hacer todo corriendo y llegar tarde.....!




La Rioja.

La verdad que viajar en Colectivo (guagua o ómnibus) a la Rioja no es muy divertido. Son muchas horas de viaje y depende en que categoría de ómnibus vayas, así será el tiempo que demores y cuánto pagues.

A pesar de que viajé en un coche cama (categoría ejecutivo), con mucama incluida, salí de Capital a las 20:00 hs del jueves y llegué a las 10:30 hs de viernes. Por suerte salí de noche y pasé gran parte del viaje durmiendo.

Habíamos querido ir en avión pero justo para esa fecha el aeropuerto de la Rioja estaba cerrado por reparaciones.

Durante la mañana, como buena "japonesa", aproveché y tomé algunas fotos a través del vidrio del ómnibus.

Y ustedes se preguntarán: ¿ Qué llevó a Carimar a la Rioja? Pues es sencillo. Mi pareja es nacido en esa provincia y aunque está desde su adolescencia en Capital y parece porteño de nacimiento, toda su familia sigue viviendo en esa zona, y esta vez nuestro motivo de viaje fue la entrega de diploma de graduación de médico de uno de sus hermanos.

Vieron, otro médico más en la familia...!

Lo prometido.

Ya les había adelantado recordar las cosas más importante que me fueron sucediendo en este largo período de ausencia, en el que no solo el estudio me mantuvo ocupada, sino que se sumaron algunos compromisos sociales.

Para finales de octubre escribí lo último sobre tele cubana. Luego estuve trabajando en provincia y volví a las 16:00 hs del jueves 3 de noviembre, justo para empacar y dejar todo en orden porque a las 20: 00 hs de ese día, viajaba a la provincia de la Rioja.

La verdad ni les cuento los malabares que hice, quería proteger a mis plantas de tanto sol, dejarle agua y comida suficiente a mis perritos, hacer las valijas, prepararme yo y comprar unos presentes de última hora.

Llegué a la terminal de ómnibus destruida, pero con todas mis metas cumplidas!

martes, noviembre 22, 2005

Mis saludos.

Queridos amigos pido disculpas porque hace casi un mes que no escribía en mi blog, pero ya saben que estoy muy ocupada con los estudios y espero me sepan entender.

No puedo escribir porque tengo la cabeza inflada. No se que me pasa. Debe ser por un lado tanto calor y por el otro, todo ese amasijo de información que trato de procesar día a día.... y eso sin abandonar mis otros quehaceres de trabajo, familia y sociales.

Estoy un poquito agotada pero no se preocupen, ya queda poco....


Igual estoy redactando para el fin de semana, un minidiario de las cosas más importantes acontecidas durante mi ausencia y tendrán pa' rato. Se cansarán de leer y entretenerse.Ya saben, yo no tengo poder de síntesis.....

Mis saludos a todos y gracias. Nos seguimos leyendo.